Blog de rusita00

Blog personal

Noticias y comentarios personales

Magia

Escrito por rusita00 15-05-2017 en magia. Comentarios (0)

Dicen que el amor es lo más cercano a la magia, que por eso todos lo buscan. Pero ¿y qué si uno se topa con el amor sin buscarlo, incluso huyéndolo? Entonces el amor se vuelve lo más cercano al infierno, no te deja concentrar, no te deja dormir, y sólo se vuelve un peso más sobre tus hombros, aplastándote un poquito más cada minuto, cada día. Uno empieza a pensar en esa persona y en si sus sentimientos serán correspondidos, cuando en realidad todo es una farsa, una mentira que nos decimos a nosotros mismos para hacernos creer lo que la sociedad nos impuso "el amor es lo más lindo que existe". Y puede que lo sea. De a ratos. El amor no es perfecto, pero sí se esfuerza por serlo, por sobre todas las cosas.

Cuatro estaciones

Escrito por rusita00 12-05-2017 en Estaciones. Comentarios (0)

Sos mi ciclo de vida, mis cuatro estaciones. Sos mi primavera porque a la mañana estás frío y distante, de malhumor, pero por la tarde estás dulce y agradable, como si fueras la miel producida por las abejas. Sos mi otoño, porque veo caer tus hojas y te encuentro como la obra de arte que sos, con una belleza incomprendida, como las hojas amarillentas que aparecen junto con esta estación. Sos mi invierno porque el frío me hace sentir impotente, y cuando peleamos me siento así, pensando "¿pasará esto hoy?". Y por último, sos mi verano, porque me das calidez y amor, me hacés sentir segura con vos incluso en mis momentos más oscuros, y me hacés sentir bien por encima de todo. 

Bah, aunque debería decir, lo eras, lo hacías. 

Cortar lazos

Escrito por rusita00 12-05-2017 en amor. Comentarios (0)

Hola. Leí tu texto una y mil veces, y no porque no lo entendiera, sino porque creí que lo necesitaba. Pero la verdad es que no lo necesito, como tampoco te necesito a vos. Me hiciste mierda tantas veces y ya me cansé de ser tu juguete. Me dejaste caer atrás de tu cama y cuando de vez en cuando limpiabas, me encontrabas y volvías a jugar conmigo, para después volver a dejarme tirada, destrozada, deprimida, y hecha un mar de lágrimas. Pero te estás equivocando de persona. Al fin logré entender, logré ver lo fuerte que puedo ser. Después de tantas veces de lo mismo logré dejar de pensar cada minuto en vos, logré no deshacerme en lágrimas, y logré entender que yo sola puedo lograr más de lo que siempre creí que podía. Yo también me estuve guardando un montón de cosas que nunca quise decirte, porque no quería arriesgarnos pero, ¿y ahora? Podría gastar miles de caracteres diciéndote todo lo que guardé desde que te conozco más o menos. Y podría gastar otros miles en rogarte que te quedes a mi lado, que seas mi novio, que te extraño, que te amo… O unos millones más en contarte todo lo que recuerdo que nos pasó, lo bueno y lo malo, mis pesadillas, el constante miedo a que me dejes (hasta que se hizo realidad); podría decirte cómo me reconfortaba que me tuvieras en brazos, sobre todo después de tener malos sueños o cuando me despertaba en medio de la noche y no podía dormir, y vos me acariciabas y me cantabas… Pero no lo voy a hacer, ¿por qué? Porque para empezar, a vos no te importa, y además no vale la pena seguir intentando estar con vos si tu corazón pertenece a otra en estos momentos, o si todavía está conmigo pero decidiste conocer otras chicas, hablar con otras, coquetear con otras… Y tomar esta decisión me duele más de lo que me dolió sacarme el codo de lugar, imaginate. Y te juro que ya me estoy arrepintiendo de decirte que no te necesito, pero TIENE que ser así, no puede ser de otra manera. Tengo que afrontarlo yo solita y superar que ya no me quieras en tu vida. ¿Quién te dice? Capaz en unos años nos encontremos de casualidad y todo sea diferente. Después de todo me enteré que mis abuelos paternos estuvieron peleados, nada más y nada menos que 7 hermosos añitos, y volvieron a estar juntos. Quizás no me creas, quizás pienses completamente diferente a lo que pienso yo, pero yo creo que somos compatibles, creo que tu calma, paciencia y tranquilidad, compensan mi desorden, impaciencia e inquietud. Simplemente, siento que nos conocimos en nuestros peores momentos, en los menos adecuados, nos conocimos a esta edad, en la que poco y nada dura para siempre. Yo creo que tu personalidad y la mía…chocan, pero chocan haciendo un big bang, chocan logrando una explosión para lograr cosas nuevas, nuevos objetivos, nuevas visiones, nuevos sentimientos, nuevas sensaciones; la mayoría de todas estas cosas que acabo de decir, y muchas más, completamente desconocidas, que te desorientan, y que me desorientan a mí también, por supuesto, que pueden hacernos sentir menos como pueden hacernos sentir más, o pueden hacernos sentir tristes, enojados, eufóricos…nos pueden hacer sentir nuevas emociones y hacernos tener nuevos pensamientos que nos hagan replantearnos el porqué de todo lo que estamos haciendo por el otro, o si realmente el otro está haciendo lo mejor que puede por nosotros.
Esta vez yo también decido cortar lazos por las buenas, y espero volver a encontrarte en un futuro porque siempre vas a significar algo para mí; el primer amor no se olvida, es el que se siente más cuando está, y el que se extraña más cuando se va. No podría haber pedido un mejor primer amor de lo que lo fuiste vos, aún con nuestros altos y bajos, siempre diste lo mejor de vos y me hiciste querer dar lo mejor de mí por vos, así que gracias, sinceras. Nunca te voy a olvidar, siempre vas a estar en mi corazón y espero yo siempre estar en un rincón del tuyo.

El secreto de amar

Escrito por rusita00 12-05-2017 en pensamientos. Comentarios (0)

Tal vez el secreto de amar a una persona no sea estar con ella cada segundo del día, pero que pases el día imaginando tu vida junto a esa persona. Quizás sea empezar por primera vez a pensar en un futuro, y dejar esos pensamientos de la infancia de “yo nunca me voy a casar”, “yo nunca voy a tener hijos”. Amar a alguien también puede ser admirar desde lejos, ofrecer el espacio, e incluso a lo mejor ver a quien amás con otra persona y no interferir, no ser el amante psicótico que aparece en todos lados intentando obtener atención, intentando conseguir que tu “amor” se fije en vos, porque eso es obsesión y la obsesión no es sana. Entonces probablemente comprendamos que no siempre podemos obtener lo que deseamos, aunque lo deseemos con todas nuestras ganas; ignorar las típicas frases tales como “si deseás mucho algo al final se cumple” o “los sueños se vuelven realidad”. Porque no, esta es la realidad, esta es tu realidad, y tenés que vivirla lo mejor que puedas, porque el día de mañana vas a estar sentado solo en un sillón pensando “¿y qué habría pasado si lo hubiera dejado ir? ¿Qué habría pasado si dejaba la puerta abierta a nuevas oportunidades, nuevas posibilidades?”.

Sí, la realidad duele. Se aprende a las malas. No se puede vivir de rosas y arcoíris toda la vida, es un altibajo constante y en los bajos se aprenden las mejores lecciones, las que duran toda la vida, las que después nos ayudan a cambiar para mejor, para tomar mejores decisiones, para hacer las cosas bien la siguiente vez que tengas o quieras hacerlas.